La momia de la RSEAAP

Se me ha ocurrido contarles esta historia cuando he visto la foto que ha colgado José Luis Cano en su blog (entren y lean el breve post, que es buenísimo):

sicilia-palermo-30-catacombe-dei-cappuccini

Resulta que aquí en Zaragoza también hay una momia, en este caso metida en un armario. Apareció en unas excavaciones que se hicieron en los alrededores de la iglesia de Santa Engracia y decidieron guardarla pese a que no era ninguno de los “innumerables mártires”, sino que debía de ser una monjica del monasterio, de allá por el siglo XVII, y había muerto de muerte natural, no matada ni martirizada.

Bueno, pues eso, que apareció la momia de una monjica. “¿Qué hacemos con ella?”, se debieron de preguntar sus halladores. No sé cómo fue la cosa, pero el caso es que acabaron guardándola en la Real Sociedad Económica Aragonesa de Amigos del País (RSEAAP), fundadora y hoy hijuela de Ibercaja. Y allí se repitieron la pregunta: “¿Qué hacemos con ella?”.

La RSEAAP, ubicada en un piso de la calle San Jorge de Zaragoza, está llena aún hoy de cachivaches técnicos, libros y obras de arte. Es un auténtico museo. Miren ustedes la impresión que recibe uno nada más que le abren la puerta:

lucernario rseaap

Bueno, pues así todo. Hay cuadros de Goya, una colección de monedas guardadas en este armarito,

monedero rseaap

una biblioteca tremenda, varios salones con mobiliario antiguo, esculturas, tapices… y un despacho, el del presidente, que da directamente sobre el teatro romano de Cesaraugusta, del que (al menos, antes de que lo cubrieran) se tenía una vista espléndida a través de una enorme cristalera.

Sin embargo, lo más curioso son los “cachivaches técnicos” que decía antes. La RSEAAP tuvo un buen gabinete de Física,

gabinete fisica rseaap

del que conserva piezas como ésta, que servía para estudiar el ojo (a ver qué otra cosa, si no)

 ojo rseaap

o ésta, que si se fijan, es la misma pieza que aparecía encima de la mesa en la foto antigua del gabinete

 astronom rseaap

Pero vaya, que me enrollo y aún no les he hablado de la momia…

Entre todos estos montones de cosas había que ubicar a la recién llegada. Se le buscó un despacho pequeñito, con estanterías y un armario que le venía como anillo al dedo, porque era más o menos de su tamaño, así estrecho y no muy alto; la metieron allí y allí se quedó. De pie, como los de Palermo del blog de Cano.

Al cabo de un tiempo, sin embargo, una familia zaragozana pleiteó con la RSEAAP alegando que la momia era suya, que se trataba de una antepadada que había sido monja en Santa Engracia y que se la querían llevar. Los de la RSEAAP debieron de poner cara de “pero qué demonios nos están ustedes contando”; aunque, como son muy correctos y formales, ni se despeinaron. Atendieron la reclamación, pero el caso es que ya le habían cogido cariño a su momia y no querían desprenderse de ella; en realidad es que les hacía juego con todo…

Finalmente, aquella familia desistió de su empeño y consintió en que se la quedaran en la RSEAAP. Eso, sí, de una manera “más decente”: les daba pena saber que los restos de la pobre monjita antepasada estaban de pie, y pidieron a los de la Económica que, al menos, dejaran a la momia propiamente reposando, esto es, tumbada. Así que los de la RSEAAP cogieron el armario y lo echaron largo al suelo. Y así es como la vi yo hace unos diez años, que casi me da un pasmo cuando, al preguntar (por curiosa) qué hacía aquel armario tumbado de esa forma en un despacho, me contaron esta historia y abrieron la puerta para enseñarme a la monjita, toda cartón, pelo y dientes.

Volví por la RSEAAP hace tres o cuatro años, a consultar libros antiguos, pero la momia ya no estaba. El personal que me atendió no me supo decir nada sobre su paradero.

Pobre monjita, adónde habrá ido a reposar ahora, con su armario…

Esta entrada fue publicada en La vida misma y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a La momia de la RSEAAP

  1. Entrenomadas dijo:

    Marisancho, tengo miedo!
    No he podido ver nunca las momias. Me asustan. Te aseguro que en mi armario no está la pobreta.
    Aunque me inquieta mucho el tema de hoy, reconozco el pedazo de artículo que has hecho.
    Hoy dormiré con la luz encendida por tu culpa.

    Marta

  2. admin dijo:

    Marta, mujer, no tengas miedo. Es mucho más inquietante el “parlamento” del blog de Cano (casi me parto de risa) que la pobre monjica nuestra, tan viajera…

  3. Puestos a ser correctos con la momia, deberían ponerla de pie de día y acostarla por la noche con una mantita. Así se sentiría más integrada.

  4. Badil dijo:

    Pues el ojo tambén es adorable. Adorable de que si lo ponen en una urna la gente se le arrodilla y le hace rogativas.
    Creo, sinceramente que debería dimitir todo el departamento de turismo de nuestra ilustrisima ciudad, que en teniendo mostros como en Escocia , y momias como en Egipto ponen a la gente a hacer cola pa enterrar en flores a una señora encima de un mojón.
    Y ya se que voy tardana, pero que la mascota de la expo tenía que haber sido el mejillón cebra y haber vendío pines de mejilones cebra de verdá, que a más de barato nos hubiera servido para controlar su número.
    Y ya que estamos puestos y que vamos pa pilares desde aquí quiero proponer que se cambien los leones rampantes del puente de piedra por siluros campantes así como actualizar la jota de la fiera
    Nadie le tema al silurooooooo
    quel siluro ya murióoooo
    que al revolver un galachoooooo
    un cazurro lo matóooooooo
    Nadieeee le teeeeeeeema al silurooooooooooooo.

    La monja , si tenía conocimiento , se ha cambiao de autonomía, fijo

  5. admin dijo:

    Nada, Badil: con lo del siluro y el mejillón cebra, y si me apura hasta con las palomas, lo que hay que hacer es decirles a los ecologistas que proclamen que son especies en extinción. En cuanto se entere Boné, hala, extinguidos en cuatro días. Fin del problema.

    La monjica, yo pa mí que habrá hecho como San Lamberto con su cabeza: habrá cogido el armario debajo el brazo y se habrá vuelto pa Santa Engracia, con sus amiguetes.

  6. Miguel dijo:

    Te juro que cuando he leido el título he pensao que ibas a hablar de algún faraón raro. Es que hasta pa pelicula vale: ” La maldición de RSEAAP”

  7. Miguel dijo:

    ¡Ah! que mesiolvida, igual he pasao un millón de veces por la puerta de la Real Sociedad esta, yendo a la Federación de Comercio (no la de star wars ¿eh?).
    ¿Se puede entrar así porque si?

  8. Juan dijo:

    Qué historias más buenas nos cuentas siempre…

  9. admin dijo:

    Ay, Harry, no, no: que, puestos a eso, habría que levantarla para maitines, volverla a acostar; levantarla para vísperas, volverla a acostar; a laúdes, volverla a acostar… Oiga, que se necesita un funcionario sólo pa la momia.

    Gato: fíjate que, por ejemplo, uno de los malos de Código Lyoko se llama “la Tifosoa”. Pues de ahí a “la erreseaap” tampoco va tanto… Habrá que planteárselo. Y entrar, pues no sé; así sin más creo que no. Yo he entrado dos veces previa solicitud del correspondiente permiso. Iba a decirte por qué creo yo que es necesario ese permiso, pero mejor me callo. Bsitos

    Juan: gracias, corazón. Pero mira quién fue a decirlo… 🙂

  10. anagadner dijo:

    Estaba leyendo el post en el blog de Cano(yo también parece que me ahogue) y me he pasado a dar una vuelta por aquí, con su permiso, doña Inde : bueno-bueno…me parto-o-o…Lo de la momia en el armario(qué dolor! qué dolor!dentro del armario…), armario de pie, armario tumbado es de pelicula de Cuerda, qué graciaa!
    ¿habrá salido la momia del armario??
    Badil, hable con don Harry, y que le haga el cartel para la jota del siluro, que va a ser el gritjit de las fiestas de la señora enterrada en montones de flores.

  11. admin dijo:

    Bienvenida, Anagadner, a esta su casa. No me había acordado yo de Raffaella Carrá, pero mire, era lo que le faltaba a la momiecica: ¡ay qué tráfago de hueseteeees!

  12. laMima dijo:

    Me entran ganas de decir aquello de Gila: “se nos ha perdido la momia la monja pero nos hemos reídoo..” Pobreta ahí tirada en el suelo hija, que a veces para quedar bien hacemos unas pepeces que ya nos vale.
    Ah, los caminos del señor.
    PD Por cierto, que tampoco está en mi armario. Porsia.

  13. cano dijo:

    Inde, mujer, esto se cuenta antes… Como me habría gustado meter a la monja del armario en mi librico de Zaragoza. Si se reedita y se amplía, me la pido.
    Besos

  14. Hace muchos años que vi la momia, entonces estaba de pie encerrada en un armario , estaba apermigada pero el que presenta muy buen aspecto es la momia de Monsen Sebastian Lanci, fue un cura de San Pablo una pierde la cuenta de cuando estuvo, solo se que uno mató a su padre y a los dias se escondió en la Iglesia de san Pablo, y alli lo protegió Mosen Sebastian, perdonandolo del crimen cometido, esta en una habitacion del claustro y es una pena que no s epueda ver, a mi hace muchos años me la enseñó carlos Clavero, el malogrado sacristan ya fallecido, pero no esta en un armario, sino en una especie de altar pero se puede ver, esta revestido con ornamento y bien conservada

    saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *