Los costes de mantenimiento de las obras de Sijena

Un comentario muy repetido desde que se inició la reclamación de los bienes de Sijena en los juzgados viene a decir: “¡Que paguen los gastos de mantenimiento y conservación durante todos estos años!”. No creo que hubiera inconveniente en hacerlo, siempre y cuando hubiera habido alguno. No lo sabemos, puesto que la mayor parte de las obras no pueden verse. No están expuestas al público y tampoco se permite el acceso de los investigadores a las reservas ni a los archivos que guardan la documentación correspondiente (pese a que son públicos; sobre esto, hay tema para ooootro post).

Decía antes que, de lo poco que indirectamente sabemos, parece ser que mucho dinero no se ha gastado en ese mantenimiento. El Pantocrátor arrancado del coro de la iglesia de Sijena está, según afirma la conservadora de arte románico del MNAC, en un estado de conservación “muy precario” a día de hoy (bueno, en 2012, que es cuando lo dijo). Y del estado de otras pinturas murales arrancadas del monasterio y conservadas en la reserva, tenemos solo una noticia, un pequeño detalle, y es que han servido para que hagan prácticas con ellas los estudiantes de restauración.

Bonita manera de cuidar el patrimonio. Y costosa, sobre todo muy costosa.

Os dejo las imágenes, sacadas de la propia web del MNAC. Gracias a esto sabemos cómo son algunos de los fragmentos arrancados del ábside de Sijena, porque cualquier otra forma de acceso a estas piezas está vetada. Ya ven qué prodigio de transparencia y buenas prácticas muestra uno de los museos más importantes del mundo.

El PowerPoint lleva colgado varios años allí, pero un día de estos supongo que lo quitarán. Quede aquí constancia:

web mnac restauracion practicas

PRACTICAS 1 PRACTICAS 2 PRACTICAS 3 PRACTICAS 4 PRACTICAS 5 PRACTICAS 6 PRACTICAS 7 PRACTICAS 8 PRACTICAS 9

Esta entrada fue publicada en Patrimonio cultural y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Los costes de mantenimiento de las obras de Sijena

  1. angel dijo:

    lo del pago de la restauración de los bienes saqueados me hace mucha gracia. tal vez deberíamos empezar a plantearnos exigir a la actual generalitat, como administración directamente heredera -y por tanto subsidiaria- de la generalitat de 1936, una indemnización por la destrucción del monasterio ya que fue companys quien despachó para el frente de aragón a las milicias anarquistas que lo destruyeron para sacárselas de encima. ya está bien de mamoneo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *